Los grandes retos de emprender tu propio negocio

Marketing
Califica este post


10 de enero
|
Por Juan Merodio

Abrir un negocio propio requiere cierta responsabilidad. Es cierto que nos permite tener autonomía, llevar el estilo de vida deseado, romper el techo de ingresos… pero antes de dar el paso, es preciso saber que es un camino que nos va a exigir compromiso, esfuerzo y sacrificios.

Es mas, crear una empresa rentable no es algo que se pueda hacer de la noche a la mañana. Hacen falta conocimientos, destrezas, habilidades y años de experiencia para disfrutar de todo lo anterior.

Sea como sea, emprender es un camino que merece la pena recorrer (si realmente es lo que quieres) @juanmerodio

Por todo ello, me gustaría contarte cómo fueron mis inicios, cuáles han sido mis mejores y peores decisiones, y ayudarte a seguir el camino más acertado evitando cometer ciertos errores que son bastante comunes.

 

Los retos a los que me enfrenté con mi primera empresa

Todos empezamos de cero, pues los inicios no son sencillos para nadie. Y, en mi caso, aunque sabía desde hacía años que quería emprender, me faltaba la idea para poder desarrollar un proyecto.

Un día, navegando por Internet, me topé con una web australiana de coches mujeres. Me llamó bastante la atención y vi que en España aún no había nadie ocupando este nicho.

Investigue bastante, hice una planificación económica, analicé todo lo que iba a necesitar… Tenía muy claro que si iniciaba un proyecto emprendedor, quería hacerlo bien y que, si no invertía, no iba a obtener los resultados esperados. Así que solicité un crédito al banco de 15 mil euros y me puse manos a la obra.

¿Quieres conocer más detalles sobre esta historia? Te los dejo en este vídeo:

 

 

Mis desafíos más importantes

Después de este proyecto vinieron otros y no todos salieron bien… ¡Cometí muchos errores! El más grave, para mi parecer, fue emprender totalmente solo.

Este se podría decir que fue mi gran reto, pero hubo otros:

  • Salir de la zona de confort. Este engloba todos los retos a los que me he tenido que enfrentar como emprendedor. Lo que más miedo da cuando decides dar el paso, es salir de ese lugar donde todo va bien. Pero lo cierto es que si no lo haces, jamás conseguirás aquello que deseas.
  • Renunciar a un sueldo fijo todos los meses. La incertidumbre de no tener un sueldo fijo todos los meses pesa. Sobre todo al inicio, cuando sabes que tu proyecto generará más ingresos unos meses que otros.
  • Lidiar con la burocracia. Las gestiones y trámites a realizar para solicitar un préstamo al banco y para cumplir con la legalidad de la empresa, tampoco fueron fáciles. En este sentido, rodearte de profesionales que te asesoren es fundamental.
  • Falta de experiencia emprendiendo. Desde siempre yo sabía que quería tener mi propia empresa, pero no tenía ni idea de por dónde empezar. Cuando detecté la idea de mi proyecto, tuve que investigar mucho para dar los pasos correctos. Y como contaba, no siempre acerté.
  • Carencia de contactos. Por último, otro de los grandes retos de emprender es la falta de contactos. Te hablo de proveedores, inversores y demás personas de interés. En los inicios te tocará llamar a muchas puertas para alcanzar tus objetivos.

Pasos para emprender y sortear los retos del emprendimiento

Hasta ahora, hemos hablado sobre los retos a los que me enfrenté cuando comencé a emprender, pero no te he mencionado que, en el instante en el que decidí arrancar mi primer proyecto, solo había trabajado para otras empresas.

No había creado ninguna antes. Como te podrás imaginar, por aquel entonces tampoco tenía gran experiencia en este ámbito laboral, por lo que fue un inicio totalmente desde cero. Sin embargo, todo ello me sirvió para aprender.

Después de todos estos años y ahora que, ya sí, puedo hablar desde la experiencia, me gustaría compartir contigo cada uno de los pasos que te ayudarán a emprender:

 

1) Plan de negocio realista y viable

Lo primero que te recomiendo es desarrollar un plan de negocio que se ajuste a la realidad y puedas llevarlo a cabo. Este debe incluir:

  • Resumen ejecutivo. Es decir, de qué trata la empresa, estructura, productos o servicios que ofrece y proyecciones financieras.
  • Descripción de la empresa. Hablamos de su misión, qué ofrece y cómo ayuda a los demás.
  • Análisis del mercado. En este punto, deberás estudiar si hay un hueco para ti en el mercado o no. Analizarlo te ayudará a determinar en qué momento se encuentra y cuáles son sus necesidades.
  • Descripción de tus productos o servicios. Deberás explicar detalladamente cómo vas a ayudar a tus clientes con tu oferta.
  • Plan de marketing y ventas. ¿Cómo piensas vender tu producto o servicio? Aunque en una fase posterior hablaremos sobre ello, en este plan deberás indicar un resumen de tu estrategia.
  • Plan financiero. Por último, deberás indicar la inversión, tanto inicial como recurrente, a realizar, los ingresos previstos y determinar si necesitas atraer financiación externa.

 

2) Producto mínimo viable

Te recomiendo que, para iniciar tu proyecto, inviertas únicamente en lanzar un producto o servicio mínimo viable. Es decir, un producto o servicio que reúne unas condiciones mínimas para satisfacer las necesidades de tus clientes.

Una vez compruebes que tiene tracción, será el momento de invertir en añadir mejoras o características adicionales.

 

3) Plan financiero con la inversión mínima

En mi caso, que tenía claro que si no invertía no iba a obtener resultados (o al menos los resultados que yo quería), con el paso de los años me di cuenta que estaba en lo cierto.

También hay que tener en cuenta la situación económica de cada uno. Aquí lo importante es que no asumas riesgos que no puedes afrontar. Al principio todo saldrá de tu bolsillo, a no ser que solicites un crédito al banco.

En cualquier caso, tendrás que pagarlo más tarde. Personalmente, no dejé mi trabajo fijo hasta que no vi que mi proyecto era viable. Esto me garantizó una fuente de ingresos con la que vivir en caso de que no resultara exitoso.

 

4) Sistema de gestión de clientes (CRM)

Conforme el proyecto va creciendo, se hará indispensable contar con herramientas CRM. Estas te ayudarán a llevar un control y seguimiento de tus clientes de forma fiable.

Este tipo de aplicaciones aumentan las ventas hasta en un 28% y son especialmente útiles para:

  • Captar clientes. A través de formularios, por ejemplo, donde podrás realizar las preguntas necesarias para dar un buen servicio a tus clientes.
  • Gestionar tu base de datos. Y, a su vez, optimizar los procesos de conversión y fidelización de clientes.
  • Automatizar tareas. Con ello, podrás aumentar tu productividad y ocuparte de tareas que sí requieren tu atención personal.

 

5) Plan de marketing enfocado a las ventas

Por último, debes definir cómo vas a vender tus productos o servicios, para lo que es fundamental tener paciencia e invertir en formación. Por ello, sea cual sea el área del negocio en que no tengas conocimientos, te recomiendo la formación continua.

En el caso del marketing y las ventas, te aconsejo que lleves a cabo cursos que te hagan crecer como profesional. Por ejemplo; cartas de venta, email marketing, community management, publicidad, SEO, marketing de contenidos…

También puedes especializarte en marketing digital, si quieres tener una visión más amplia. En cualquier caso, lo importante es aprender para saber qué debes hacer en tu negocio en cada momento, aunque luego vayas a delegar.

 

 

Afirmaciones para plantarle cara a los retos de emprender

Para cerrar con este tema, me gustaría regalarte un listado con algunas de mis frases favoritas de emprendimiento. ¡Seguro que muchas las habrás visto por mis redes sociales!

  • “Si alguien te dice que tu idea es demasiado arriesgada, puede que no sea lo suficientemente valiente.”
  • “Empieza ahora mismo, con lo que tienes, tal como eres… ¡y nunca pares!”
  • “No tengas miedo al error… estás en beta permanente”.
  • “Cáete 7 veces, levántate 8”.
  • “Todo lo que ahora te pasa te está preparando para algo increíble en el futuro”.
  • “Si todavía no has tenido éxito… sigue intentándolo. Simplemente no has fallado lo suficiente”.
  • “La mayoría de negocios de éxito que surgieron de la noche a la mañana, tomaron mucho tiempo”.
  • “El éxito llega cuando estás demasiado ocupado para buscarlo”.
  • “Hay dos tipos de personas que te dirán que no puedes hacer algo; las que tienen miedo de intentarlo y las que tienen miedo de que tengas éxito”.
  • “No siempre una buena idea es un buen negocio”.
  • “Es mejor fallar persiguiendo un sueño que tener éxito en algo que odias hacer”.
  • “Escucha a todo el mundo, pero no le hagas caso a nadie”.
  • “No ha habido, ni habrá, nadie como tú. Eres único y ese es tu superpoder como emprendedor”.
  • “Todos llegamos a un punto en la vida en la que queremos renunciar. Cómo actúas en ese momento es lo que te define como persona”.
  • “Las experiencias dolorosas que has vivido emprendiendo, con el mejor profesor que puedes encontrar”.
  • “No necesitas ser genial para empezar, pero necesitas empezar para poder serlo.”

Así que, ya sabes, no tengas miedo a equivocarte. A veces el miedo a no dar la talla nos impide dar el paso y prosperar en nuestra vida profesional o personal.

Es importante que te sacudas los miedos y empieces. Una vez lo hayas hecho, podrás calibrar cuáles son tus carencias y poner remedio. Siempre tienes tiempo de convertirte en la persona quieres ser.

Nueva Llamada A La Acción

Compartir >>


Extraído de Juan Merodio

Publicaciones relacionadas

Marketing

Qué es la Web Semántica

Califica este post 13 de enero | Por Juan Merodio Según la Wikipedia la  web semántica (también llamada web de los datos) se basa en

Leer mas »

Secciones

Últimas Publicaciones

Califica este post Según se puede ver en Steam, el título de SEGA es bastante asequible si lo queremos correr …

Califica este post La lista viene acompañada de más títulos de Nintendo y los más habituales como GTA 5, Minecraft, …

Califica este post El anuncio del Nintendo Direct coincidía con los días de duelo por el fallecimiento de la Reina …

Califica este post El mundo del PC y la compra de componentes es algo complicado de entender o llevar al …

X